Home > Nacionales > Tiran cadáver envuelto en sábanas

Tiran cadáver envuelto en sábanas

Hombre con señales de estrangulamiento fue hallado en la colonia Santa Luisa.

El cuerpo de un hombre de aproximadamente 23 años de edad fue arrojado en las gradas de un camino peatonal de la colonia Santa Luisa, en Chinautla.

A las 5:30 de la mañana de ayer, en la calle Guerrero del sector Deportivo de la referida colonia, algunos  transeúntes se sorprendieron al descubrir  un  bulto tirado en la cuneta, por lo que de inmediato dieron aviso a los agentes de la Policía Nacional Civil (PNC), quienes verificaron que se trataba de una persona de sexo masculino.

Posteriormente coordinaron con los fiscales del Ministerio Público (MP), quienes se presentaron al sitio para realizar las diligencias correspondientes.

Los investigadores de la PNC están dando seguimiento al hecho, y no se descarta que los autores de este crimen vivan cerca del lugar.

 

chinautla2

Habría invadido territorio

Las autoridades establecieron que la víctima se encontraba envuelto en una sábana corinta, atado de pies y manos, además presentaba unos surcos en el cuello, señal de que había sido estrangulado. El hombre vestía camisa negra, pantalón de lona azul y zapatos negros.

Nadie llegó a reclamar el cadáver, y aunque varios curiosos se acercaron, nadie pudo reconocerlo, por lo que se presume que no vivía en el sector. Tampoco pudo ser identificado por carecer de documentos personales.

Los investigadores policiacos sostienen que la víctima habría invadido territorio rival y, al ser sorprendido por sus victimarios, se lo llevaron a una vivienda cercana donde fue ejecutado.

Los peritos del MP le protegieron ambas manos con el propósito de efectuar un raspado de uñas para extraer residuos de piel de sus victimarios, ante la posibilidad de que el occiso hubiera forcejeado con ellos.

El lugar del hallazgo es dominado por pandilleros del “Barrio 18” que operan en el sector La Joya y Santa Luisa, que han generado la ola de violencia que viven los vecinos, quienes están atemorizados, a pesar de que el área cuenta con seguridad militar y policial.