Home > Nacionales > Denuncian más de 500 violaciones por mes

Denuncian más de 500 violaciones por mes

El 10 por ciento de las personas abusadas pertenecen al género masculino.

D el 1 de enero  al 27 de julio de este año, el Ministerio Público (MP) recibió 3 mil 256 denuncias por violación a personas de diferentes edades, mientras que durante el 2015 fueron 6 mil 64 y en el 2014, 6 mil 583.

Los departamentos donde se cometen estos delitos son, en su orden por cantidad de denuncias, Guatemala, Escuintla, Quetzaltenango, Alta Verapaz, Quiché, San Marcos y Suchitepéquez, donde se concentraron 1,529 de estos hechos ilícitos, solo de enero a abril.

No obstante, la Policía Nacional Civil (PNC) hasta el 7 de agosto último solo había  capturado a 114 personas por violación y 100 más por agresión; en el 2015 detuvieron a 183 y 177, respectivamente; y en 2014 aprehendieron a 244 y 232.

En el país se han dado varios casos de alto impacto relacionado con este tipo de ilícitos, como el de la banda de “violadores de la Roosevelt” el año pasado, así como la denuncia del abuso sexual cometido contra una estudiante del instituto Adolfo V. Hall de Retalhuleu, en febrero de este año.

embarazadas

2,616 violaciones y más de 20 mil partos

Reforzando lo anterior, la Procuraduría de los Derechos Humanos (PDH) informó que en el primer cuatrimestre de este año, se han  registrado 2,337 delitos sexuales contra mujeres, equivalente a un 89.33 por ciento, y 279 en contra de hombres, con un 10.67 por ciento.

El documento “Estadísticas sobre delitos sexuales” da cuenta de que, según el Instituto Nacional de Ciencias Forenses, la mayoría de víctimas son adolescentes de 13 a 17 años (955 a abril), así como niñas y niños de 7 a 12 años, con 336.  La institución también informa de 424 casos cuyas edades no fueron establecidas.

Por lo tanto, la PDH dijo buscar que las entidades de gobierno trabajen de forma adecuada para la prevención de la violencia contra las mujeres y las niñas, especialmente, debido a los altos índices de niñas y adolescentes que están siendo abusadas sexualmente por adultos.

Como consecuencia de estos delitos, del 1 de enero al 31 de marzo de 2016, según estadísticas del Observatorio en Salud Sexual y Reproductiva (OSAR), 20 mil 422 casos de niñas y niños nacidos de madres entre los 10 a 19 años de edad, son producto de la violencia sexual, situación que preocupa al PDH puesto que las instituciones deben fortalecerse en temas de prevención de la violencia contra este segmento de la población “para cambiar la visión que los hombres tienen sobre las mujeres y de esa forma erradicar las violaciones y agresiones sexuales en contra de ellas”.

En  todo 2015, se registraron 83 mil 843 casos de niñas y adolescentes embarazadas que dieron a luz.  Los departamentos con mayores indicadores de violencia en contra de las niñas y adolescentes son Guatemala, Alta Verapaz y Huehuetenango.

Otro de los aspectos a tomar en cuenta es el fortalecimiento en el tema de justicia, para que se pueda investigar, perseguir y castigar a los violadores, ya que los casos en contra de niñas de 10 a 14 años de edad están tipificados como violaciones, según la Ley Contra la Violencia Sexual, Explotación y Trata de Personas.

Por lo pronto, la PDH cuenta con un manual de derechos humanos, sexuales y reproductivos, cuyo objetivo es que los educadores abran brechas en estos temas para que las niñas y adolescentes víctimas de violencia sexual puedan denunciar ante las instancias correspondientes como el Ministerio Público (MP), Policía Nacional Civil (PNC) o bien al 1555 de la PDH.

propuesta

Piden castración de violadores

Ayer, una iniciativa para reformar el Código Penal fue propuesta por el diputado José Hernández, de la Unión del Cambio Nacional, con la que se busca la castración de forma quirúrgica de aquellas personas cometan el delito de violación sexual.

El diputado indicó que esta iniciativa les da la oportunidad a aquellos que cometan esta acción delictiva, de decidir si quieren ser llevados a la cárcel o someterse a la castración, pero también solicita que se aumente la cantidad de años de prisión por este delito, de 10 a 15 años.

El legislador  indicó que de ser aprobada esta ley, toda aquella persona que incurra en abuso sexual sería sometida a la operación denominada Orquiectomía, que a su criterio, no tiene mayores complicaciones, “pues incluso esta se hace con anestesia local y el sentenciado saldría caminando”.

El proceso es extirpar los testículos del acusado, con lo que se pretende  bajar su nivel de testosterona.

En cuanto a las mujeres que también cometen abuso sexual, especialmente contra niños, la propuesta es aumento de las penas de cárcel.

Sin embargo, la psicóloga Floridalma Mendoza opina que “el problema no está en los genitales, sino que es más profundo porque es un trastorno mental”, por lo que es importante crear proyectos de educación sexual en la sociedad y que existan métodos preventivos.

“Este proceso se ha usado en otros países, pero es un riesgo en la sociedad”, agregó Marco Antonio Garavito, de la Liga de Higiene Mental.

“El asunto es que las autoridades utilizan medidas punitivas, cuando deberían  invertir más en  procesos educativos. Si se aprueba la ley, no se reducirá estos actos porque no se trata el tema de fondo. Mejor debería aprobarse una ley nacional, pero de desarrollo de la salud mental, que sería más sano, para educar a las nuevas generaciones y evitar estos delitos”, dijo.

Antecedentes en otros países

En mayo del 2016  el Parlamento de Moscú, Rusia, aprobó una ley que permite la castración química de quienes abusen sexualmente de menores de edad y agravó las penas para este delito; además, los abusos de menores fueron penados hasta con 14 años de cárcel inconmutables. Los acusados pueden reclamar la castración voluntaria.

Indonesia también creó esta ley, luego de varios casos de violación y en situaciones masivas, lo que alertó al gobierno de ese país.

Leave a Reply